29/2/08

Vicente

Foto: LaGartija. Pie de Vicente


No nos olvidemos que en una vereda cabe un mundo entero,

de risas y ruedas, que no hay mar tan nuestro como el de la acequia,

que con dos pedales de una bicicleta lo que queda lejos siempre queda cerca.

Cuando seamos grandes no nos olvidemos de la fantasía,

del sol y los juegos, los cumpleaños, y el circo viajero,

los pasayos tristes, los muñecos buenos,

la hermosa costumbre de decir te quiero.


14 comentarios:

montse dijo...

Una imagen muy tierna, acompañada de una reflexión muy bonita!!
Un abrazo.

peter pan dijo...

Bonitas fotos, encantado de ver tu blog, te visitaré más a menudo. Un placer saludarte.

Patricia Viot dijo...

Que ternura de fotografía, me ha provocado mucha dulzura...
Mi hijo menor tiene tres años, y una de las cosas que le fascina,
es cuando cada noche mientras le invento un cuento, le hago masajes
y coccole en sus piecitos... me
encantó la imagen.

Un fortísimo abrazo.

Claudia dijo...

Encantada de conocer tu trabajo...tu creatividad....te felicito también por el nombre del blog...genial...te estaré visitando y aprendiendo de ti.

fotografo1953 dijo...

Mi coletazo es para las dos fotos.
Las dos son fantasticas, pero las palabras que pones son ta bellas como las fotografias.
Un saludo

Julio Pulido dijo...

Bonitas fotografías acompañadas de delicadas palabras que dan forma a un buen fotolog.
Un saludo.

Raquel Blanco dijo...

opino como arriba que es una foto muy tierna

si, me gusta

y el texto


saluDos

Ricardo dijo...

Espectacular. Me gusta todo.
Una foto para admirar un buen rato, desde luego.
Un saludo.

Miguel Angel López dijo...

Una imagen muy tierna, felicidades (gracias por el enlace, te enlazo yo también)

Albert dijo...

Coincido con todos los comentarios, una imagen muy tierna acompañada de un texto muy bueno, te felicito.
Saludos

LaGartija dijo...

Como siempre, muy agradecida de sus comentarios.
No he subido fotos porque he tenido mucho trabajo, pero pronto los seguiré visitando!
Un abrazo.

markin dijo...

pasos cortos de niños... y cuando ya pasan los años, se quisiera volver al punto de partida.

Muchas ideas se queda en el camino, y por más conciencia y conocimientos que se tengan, siempre se valoran esa primeras emociones.

Inocencia... con los pasos que se da en la vida, se llenan de polvo.

Chau.

The one dijo...

Preciosa!

Nacho Carreras dijo...

Maravillosa.
Saludos.